domingo, 23 de enero de 2011

Guayaquil (Intro)


El faro de Guayaquil
Hace diez años si alguien me hubiera dicho que escribiría en internet una página de gastronomía habría soltado una carcajada (creo que ni siquiera existía la palabra "blog"). Hace diez años nadie pensaba en el boom gastronómico y el impacto que tendría en nuestro país. (me acuerdo que sólo me dedicaba a visitar restaruantes de parrillas) Hace diez años estuve en Guayaquil de vacaciones y regresé a Lima cargado de chifles ecuatorianos pero sin haber comprado un solo chocolate (¿Comer yo chocolate dark? ¡Huiflas!) Pero el destino siempre nos depara sorpresas y gracias a la hospitalidad de un compañero de colegio tuve la suerte de poder regresar a esta calurosa ciudad y desquitarme de mi deslucida experiencia anterior. Más que una ruta gastronómica fue un viaje para desconectarme del resto del mundo y disfrutar de la paz que produce el gusto de no hacer absolutamente nada. Bueno, también que con un Wii, un LED de última generación, una colección de Blue Rays de las mejores películas y todas las comodidades del caso diría que es lo mejor que se podía hacer. La dolce vita, ¿no?

Este capítulo del blog, que se extenderá a lo largo de cuatro posts está dedicado a mi amigo Richard a quién conozco desde el colegio. Siempre me acordaré de él por su frase típica: "Me van a jalar, maldición" Y luego salía con tremendas notazas en los promedios finales. Igual siempre mantuvo una bronca personal con las difíciles vocales del idioma alemán y con los volantines en la clase de Educación Física. (Yo mejor ni digo como me llevaba con los deportes) Richard, gracias por alojarme en tu casa pero más por dejarme disponer libremente de tu refrigeradora. Eso sin contar la botella de Blue Label que tomamos escuchando el mejor heavy metal de los 80. Cuando regreses a Lima espero equilibrar la cuenta.

4 comentarios:

katiadocumet dijo...

Espero ansiosa tus comentarios y fotos de todo lo que probaste!
Yo estuve en Guayaquil cuando tenía 11años y tampoco pensaba en temas culinarios :)
Saludos y felicitaciones por El vicio en el FB!

Anónimo dijo...

Renzo

Lo mejor del mundo es viajar!!.
He viajado a tantos lugares que no dejaria mi gran vicio ja ja ja , te cuento que en Guayaquil solo estuve unas horas y no pude conocer nada :(, pero me imagino que debe ser muuuy bonito y tengo muy buenos comentarios del lugar :). Y esperamos entonces que nos cuentes de tus grandes aventuras gastronomicas en Guayaquil.
Besos

Ll

Renzo dijo...

Estimada Katia

La ruta tiene de todo un poco. Y el capítulo final obvio que será sobre chocolates...

Gracias por tus comentarios. Estoy feliz porque hace mucho que tenía mente el proyecto del Facebook.

Saludos

Renzo dijo...

Estimada Ll

Una vuelta por el duty free no te hubiera caído nada mal.

No en balde tienen una marca de chocolates que se llama República del Cacao.

Saludos